04 agosto 2015

Enigma resuelto...





Creí que ya había logrado superar esta manía de aparecerme en este rincón y quejarme como solo yo sé hacerlo, todo marchaba más o menos bien (mentira, he lidiado con una depresión tremenda que me mantuvo entretenida por un tiempo) hasta que se me tostó la consola de vídeojuegos y me quede a medio triunfo de llevar a Batman a enfrentarse con Enigma. 

Y hablando de acertijos, ¿Qué se supone que debo de hacer cuando una paciente me envía una invitación de Facebook? 

Inserto aquí pausa de dos horas, misma en la que me chuten varios vídeos tutoriales para desarmar consolas y sacar discos atascados. Si pusiéramos más atención a nuestro entorno encontraríamos la respuesta a toda nuestras dudas, por ejemplo hoy termine de comprender porque lo mío no era ser cirujana. 

Desarme la consola, saque el videojuego y cuando lo arme todo de nuevo me doy cuenta que me sobraron piezas y no solo eso, antes del rescate de Batman la consola daba señales de agonía, hacia como que quería arrancar y del foco rojo pasaba al amarillo sin llegar al verde (que es el que todos queremos ver), ahora la cosa esta totalmente muerta.

Imagíneme usted sacándole los intestinos en la mesa de operaciones a un pobre cristiano y resulta que ya cuando todo está cerrado y listo nos damos cuenta que se nos quedó un riñón afuera y unas cuantas piececillas que no sabemos de donde salieron y para colmo aquello que entro haciendo ruidillo ahora no arranca. 

En fin, regresando al misterio de la invitación de amistad de la paciente que esta re-buena…ejem me resbale muy feo, bueno soy mortal y tengo ojos ¿qué pasa? 

Primer punto, mi cuenta no está accesible para que me encuentre cualquiera, solo pueden contactarme si acaso los amigos en común de mis amigos. Segundo punto, no tengo amigos en común con esta mujer. Tercer punto, esta guapa y es muy simpática. Cuarto punto, no sean mal pensados, -hasta acá me encandilo tanta sonrisa colmilluda- la chica tiene una familia con hijo incluido. Quinto punto ¿porque quiere mi amistad? Bueno sí, soy un encanto de mujer, lo sé. Sexto y último punto, ya decía yo que el universo haría una de las suyas conmigo –por 5ta vez en este día- al parecer es una fanática religiosa, de esas que ponen pensamientos y fotos del comisionado en turno a cuidar el rebaño posando con cara de me hizo daño la leche. 

En cuestiones de amistades virtuales soy difícil y selectiva, para muestra la solicitud de amistad de la mismísima Ma-Kymer que permanece estática en la charola de ofrecimientos de mi cuenta de Facebook U_U

No hay comentarios: